Inclusión, diversidad sexual y desigualdad social, las temáticas ganadoras del FESCIES 2017

9º versión.
La inclusión, la diversidad sexual, los años de la adolescencia y la desigualdad social fueron algunas de las principales temáticas retratadas en los cortometrajes ganadores de la novena versión del Festival Nacional de Cine de Estudiantes Secundarios, FESCIES 2017, el cual es organizado por la Escuela de Cine UV.

Ficción

En la categoría Ficción, el primer lugar fue para el cortometraje “Siglo XXI”, realizado por alumnos de cuarto medio del Liceo Artístico Guillermo Gronemeyer Zamorano, de Quilpué, al ser considerado por el jurado como una producción que logró articular los diversos elementos necesarios para desarrollar una buena película. El premio consistió en $300.000 más un galvano.

Marian Colipi, directora del corto señaló sentirse “muy orgullosa por todo el trabajo que significó realizar la película. Con este primer lugar se demuestra que un liceo público y artístico, que tiene pocos recursos, también puede salir adelante. Nos costó mucho, estuvimos varias semanas trabajando la idea, hasta que nos dimos cuenta que los mejores temas eran aquellos que más nos afectaban, como los problemas diarios, la adolescencia y nuestro proceso de crecimiento”, agregó.

El 2º lugar fue para “Guerreros en tiempos de hoy” del Colegio Amazing Grace, de La Serena, por ser una producción que sorprendió no solo por su propuesta técnica y estética, sino también por la reflexión que al espectador desde una sutil y cuidada manera de narrar. El premio fue de $200.000 más un galvano. El tercer lugar, consistente en $100.000 más un galvano, fue para “Niños Vintage” de Pablo Salazar, por su propuesta estética clara, una narrativa desafiante y con una carga autoral.

Las menciones honrosas, consistente en un diploma y el libro “Raúl Ruiz, recobrando el tiempo”, fueron para “Cumpleaños fatal” del Colegio Edward, de Concepción y “El Pechador” del Colegio Marista Champagnat, de Villa Alemana, por ser comedias narradas de manera creativa que lograron generar un trabajo que merece seguir perfeccionándose. El jurando en esta categoría estuvo integrado por Manuel Marambio, Mauricio Ortiz y Hernán Vergara.

Animación/Experimental

El cortometraje “Desde uno” del colegio Marista Champagnat de Villa Alemana, obtuvo el 1º lugar en Animación/Experimental, consistente en $300.000 más un galvano, al ser considerado por el jurado como un stop motion notable, que asombró por su narrativa sólida y reflexiva, con un discurso que hizo reflexionar sobre los actos y sus consecuencias.

Roberto Moreno, alumno del Colegio Champanagt, e integrante del equipo realizador señaló que “se siente genial haber ganado, porque es fruto de nuestro esfuerzo, es mucha la felicidad que se siente como participante del corto, el nació de una competencia del colegio, donde tratamos de plasmar los valores maristas, a través de una temática simple y bonita”. El 2º lugar, con un premio de $200.000 más un galvano, fue para “Diferentes” de la Escuela Artística Armando Dufey Blanc, de Temuco, porque a juicio del jurado, tuvo un tratamiento innovador, poético y muy personal, con una especial atención en la fotografía.

Mientras que el 3º lugar fue “Solo amigas” de Camila Tangol del Colegio Juan Pablo II de Las Condes, Santiago, con un premio de $100.000 más un galvano, por ser catalogado como un trabajo de animación que logró un resultado sensible y delicado.

La mención honrosa fue para “Génesis de un artista” del Liceo Bicentenario Ciudad de los Ríos, Valdivia, con un diploma y el libro “Raúl Ruiz, recobrando el tiempo”, al ser evaluado como un trabajo que reflexiona sobre el proceso creativo de manera novedosa e inesperada. El jurado para esta categoría estuvo integrado por María Paz Peirano, Marcelo Díaz y Mauricio Iturra.

Documental

Con un premio de $300.000 más un galvano, el corto “Sueños de reciclaje” del Liceo los Andes, San Pedro de la Paz, de Concepción, obtuvo el 1º lugar en Documental. Al respecto, su directora, Laura Gutiérrez, de segundo medio, explicó que “es un gran logro, en especial, porque en este festival se muestra lo que podemos hacer en diferentes escuelas de todo el país. Quisimos trabajar en la realidad del reciclaje, para demostrar que las clases sociales no son importantes y que si uno se propone una meta la puede lograr, cueste lo que cueste, teniendo o no dinero”.

Para el jurado este trabajo se llevó el primer lugar, por abordar un tema contingente con uso de lenguaje audiovisual que potencia la narración y una cámara que dialoga con la historia, dinamizando el uso de metáforas que abren el documento desde el titulo hacia lo que significa una proyección del reciclaje objetual a lo social

El 2º lugar, con un premio de $200.000 y un galvano fue para “Las cosas van a cambiar” del Colegio San Pedro Nolasco de Quillota, por el uso creativo de documentos audiovisuales para hablar de un tema contingente exponiendo un relato potente con objetividad y equilibrio, apuntando a la economía del lenguaje. Con $100.000 más un galvano, el tercer lugar fue para “Rosa Marchita” del Liceo los Andes, San Pedro de la Paz, Concepción, por la honestidad del relato que abre desde la realidad del personaje a una temática social presente en muchas familias de nuestro país.

Las menciones honrosas en esta categoría fueron para “X posición” del Colegio Santa María de la cordillera de Santiago, por el uso de recursos narrativos poco convencionales y “La segunda cara del país” de la escuela Ramón Barros Luco de Valparaíso, por tocar un tema contingente tratado desde la naturalidad del personaje. Los alumnos recibieron un diploma y el libro “Raúl Ruiz, recobrando el tiempo”. El jurado de esta categoría estuvo integrado por Verónica Bello, Carolina Pizarro e Israel Pimentel.

El cine como herramienta formativa

En la oportunidad, el Premio Beca FESCIES Universidad De Valparaíso, consiste en una beca de estudios para cursar la carrera de Cine UV fue para Diego Galaz, de la Escuela Artística Armando Dufey Blanc, de Temuco.

Al respecto, el director de la Escuela de Cine UV, Rodrigo Cepeda, indicó que “para nosotros es muy relevante vincularse con la enseñanza media, porque pensamos que los jóvenes se pueden acercar a la cinematografía no solo pensando en ser cineastas, sino que también para aprender valores, porque el cine es una excelente herramienta formativa”.

“Estamos prontos a cumplir diez años de FESCIES y quince de la Escuela de Cine UV, así que es un honor y una alegría hacer este festival. La idea es sembrar la semilla en los estudiantes, no necesariamente para que se transformen en cineastas, sino para que luego puedan ser espectadores atentos y buenos ciudadanos. El cine entrega valores y contribuye a tener una mirada crítica sobre la sociedad. Si desde pequeños los jóvenes se vinculan al cine, les va ayudar en su modo de ver la vida y ese es uno de los grandes aportes del festival”, agregó.

 
 

Facultad de Arquitectura
Universidad de Valparaíso
Chile